Economía

Economistas de la IP toman distancia del gobierno en sus expectativas de crecimiento

En la Encuesta Citibanamex los economistas del sector privado revisaron a la baja su pronóstico de crecimiento a 6.1% para 2021 y se mantuvieron en 3% para 2022.

22-09-2021 11:38 Por : Arena Pública
Se espera que la desaceleración económica continúe todo el segundo semestre del año. (Foto: Senado de la República)
Se espera que la desaceleración económica continúe todo el segundo semestre del año. (Foto: Senado de la República)

Las previsiones de desaceleración para la economía estadounidense, está cobrando factura en México y los economistas del sector privado del país han dado un paso atrás.

De acuerdo a la más reciente Encuesta Citibanamex de Expectativas, los analistas consultados recortaron nuevamente sus expectativas de crecimiento económico para el cierre de 2021 desde el 6.2% de la quincena anterior a 6.1%, una ligera disminución que regresa a la cifra de hace dos quincenas y mete freno a las constantes revisiones de pronósticos al alza que se vió en los últimos meses. El 52% de los encuestados creen que la economía crecerá 6.1% o menos.

Este nuevo pronóstico responde a la desaceleración económica que el país está viviendo desde julio pasado, causado por varios factores como la moderación observada en el consumo ante la tercera ola de coronavirus, la falta de inversión y la escasez de insumos manufactureros. En los dos últimos factores, los expertos no prevén que los problemas desaparezcan en este año. Pero un factor crucial es la expectativa de un menor crecimiento para la economía estadounidense del que se había anticipado.

“En la segunda mitad habrá una recuperación pero a un ritmo más moderado con respecto a la primera mitad del año, incluso vemos una desaceleración en Estados Unidos, y el consumo y la inversión crecerían gradualmente. Hay debilidad en el mercado laboral, cautela de los empresarios para invertir y eso afectaría el dinamismo a la demanda interna”, dijo en conferencia virtual Ivan Arias, director de estudios económicos de Citibanamex.

Así, los economistas del sector privado toman distancia de las previsiones oficiales. La secretaría de Hacienda prevé en el Paquete Económico 2022 un crecimiento puntual de 6.3% para este año, un pronóstico que comparte la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) que, a través de sus Economic Outlooks, hizo una revisión al alza para México de hasta 6.3%. El Banco de México (Banxico) estima un crecimiento de 6.2%.

Pero el documento de la OCDE también destacó, como hizo Arias, la desaceleración de la economía estadounidense, que hasta el día de hoy, está siendo el motor de la recuperación mexicana pero se ha visto afectada también por los efectos del virus, la histórica inflación y la escasez de semiconductores. 

De hecho México es el único país de América del Norte que vió incrementado su pronóstico, pues el recorte para Estados Unidos fue de 0.9 puntos porcentuales hasta 6% y el de Canadá de 0.7 puntos hasta 5.4%. 

Para 2022 la OCDE fue mucho más optimista para el futuro de las tres economías que revizó al alza con pronósticos de 3.4% para México, 3.9% para Estados Unidos y 4.1 para Canadá, mientras en el caso mexicano los experto consultados por Citibanamex no movieron su pronóstico de 3% al igual que la previsión de Banxico.

Inflación se moderará al cierre del año

El que sí creció, -aunque luego de un ligero recorte en la edición pasada- fue el pronóstico de inflación general. 

El otro gran indicador que recupera la Encuestas Citibanamex también fue revisada ligeramente, apenas un 1 base, pero en este caso al alza hasta el 6.1%, siendo el pronóstico más bajo entre los encuestados de 5.5% y el más alto de 6.5%. 

Debido a la persistencia del alza de precios, los encuestados también creen que el próximo 30 de septiembre la junta de gobierno del Banco de México (Banxico) realizará una nueva alza de la tasa de fondeo interbancario.

La OCDE también recuperó en su reporte las preocupaciones inflacionarias, destacando los incrementos anuales en los fletes marítimos , metales y minerales , alimentos y petróleo Brent. 

“Entre las principales economías de mercados emergentes, las sorpresas alcistas han sido considerables en Argentina, Brasil, México, Rusia y Turquía, y es probable que persistan durante algún tiempo. Sin embargo, las condiciones monetarias más estrictas en muchas de estas economías deberían ayudar a limitar las presiones internas sobre los precios, especialmente para la segunda mitad de 2022”

Las presiones más fuertes, señaló, se concentran principalmente en los mercados americanos como el estadounidense, sin embargo, para las economías del Grupo de los 20 (G20) -entre ellas México- la inflación alcanzará su pico a finales del año y comenzará a bajar paulatinamente en 2022. 

En Estados Unidos ya comenzó a moderarse el ritmo del incremento de precios según  dio a conocer el último informe, pues en agosto el Índice de Precios al Consumidor subió 0.3%, menos del consenso esperado por los analistas de 0.4%. 

En México los dos últimos datos de inflación presentados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) han sido menores a los anteriores incrementos, sin embargo, ha sido producto directo del tope a los precios del gas, efecto que los expertos señalan no será permanente.