Negocios

Auguran alto crecimiento en el negocio de la movilidad y México es referente

La COVID-19, que fue de inmediato un problema para el mercado de la movilidad, ha abierto nuevas oportunidades de negocio para el sector.

19-04-2022 17:23 Por : Arena Pública
Se estima que el nivel de ventas de la movilidad durante 2019 se alcanzará a finales del 2022 (Foto: Gobierno de México)
Se estima que el nivel de ventas de la movilidad durante 2019 se alcanzará a finales del 2022 (Foto: Gobierno de México)

El negocio de la movilidad en México avanza, con nuevas oportunidades, tras las disrupciones por la pandemia en 2020 y 2021.

Con los cierres de actividades por la contingencia sanitaria, el tránsito de vehículos llegó a niveles mínimos en México y el resto del mundo, afectando el negocio de la movilidad. Si bien se han visto mejorías importantes respecto al punto más complejo durante la pandemia de COVID-19, el tráfico en zonas como lugares de ocio, estaciones de transporte y lugares de trabajo sigue por debajo de los valores observados en febrero de hace dos años, según análisis de Google.

“La pandemia tuvo un efecto muy importante en muchos campos, pero el más claro para nosotros fue la movilidad. Sobre todo en los meses de abril y mayo, vimos una caída fuerte de los viajes. Pero a partir de ahí vimos que empezó la recuperación”, apunta Jordi Cueto, gerente senior de Comunicación para Didi México.

Al igual que las tendencias de tráfico en general, este rebote aún no ha permitido llegar al nivel pre-pandemia. Sin embargo, sí se espera que las ventas en el sector movilidad se recuperen a niveles de 2019 para finales de 2022, de acuerdo con un análisis de Euromonitor.

Pero no se perfila un regreso a la normalidad que existía previo a la COVID-19. “El mercado de la movilidad post-pandemia ha ido mejorando muchísimo. ¿Qué ha sucedido? Muchas de las inversiones de empresas que surgieron antes de la COVID-19 se retiraron o cambiaron de giro, y muchos proyectos se enfocaron a viajes interurbanos; con un mayor énfasis en distancia, precio y transportes menos saturados […]. Hay un cambio en el punto de vista […], se está digitalizando la experiencia con diferentes métodos de pago, con geolocalización” asegura Víctor Cosío, director de operaciones de la plataforma de movilidad compartida Bussi.

Son varios agentes los que han notado esta creciente tendencia hacia viajes más inteligentes y convenientes para los usuarios de México. La multimodalidad (poder usar varias formas de transporte para recortar los tiempos de traslado), la interconexión entre servicios y el uso de plataformas digitales para planear, comprar y monitorear viajes son conceptos que están adoptándose con cada vez mayor rapidez entre los usuarios del país, especialmente jóvenes, según un análisis de MOBILITY ADO para 2022.

Este tipo de preferencias parecen jugar particularmente a favor de las nuevas compañías de movilidad inteligente, respecto a la situación por la que están pasando negocios de transporte público más tradicionales. De acuerdo con el directivo de Bussi, “En los últimos años, la demanda de transporte público ha ido decreciendo. Eso está marcando una oportunidad para la movilidad, en la forma en que funciona, y tiene que ver mucho con la seguridad, la digitalización de los servicios. Y eso será el Santo Grial de cualquier sistema”.

Estas tendencias ya se están reflejando en cómo el negocio de la movilidad en México está recuperando poco a poco su nivel de uso pre-pandemia. Según el gerente de Didi, “parte del crecimiento que hemos tenido [en los últimos meses] ha sido por penetración de mercado. Tenemos más o menos el mismo número de pasajeros que teníamos antes, pero muchos de ellos son nuevos, que antes de la pandemia no usaban estas opciones de transporte. Hemos estado viendo que nuestro crecimiento viene de las zonas conurbadas, no del centro de las ciudades”.

El hecho que el mercado de la movilidad en México esté creciendo no solo entre los usuarios que dejaron de usar los servicios por la pandemia, sino también dentro de nichos donde antes no había tanto interés, podría convertir al país en una pieza clave para las compañías de movilidad de escala internacional. Entre 2021 y 2030, se espera que el tamaño del mercado global de movilidad compartida prácticamente se duplique, en datos de Polaris Market Research.

En este contexto, el mercado local sería un trofeo muy valioso en esta competencia global. Todas las regiones del mundo tienen un potencial muy similar de crecimiento económico y seguirán teniendo un peso más o menos equivalente en los próximos años, según  datos de Statista. Pero México, como apunta Jordi Cueto, es económicamente especial porque “es de los mercados más importantes que tenemos, junto posiblemente con Brasil, seguido del resto de los países de América Latina o los mercados de África y Asia”.

Y parte de esta relevancia económica podría ser resultado, en buena parte, justamente de que las condiciones únicas de movilidad en México, que le auguran al mercado nacional tan buen desempeño en el corto plazo, también lo hacen un referente internacional.

“México es un hub de movilidad internacional […]. Tiene muchas características que permiten a las compañías saber que, si un plan de negocios puede funcionar aquí, puede funcionar en casi cualquier otro lado. Es por eso que había tantas compañías que se estaban dedicando a la movilidad […]. Es un punto focal porque su cultura, sus condiciones geográficas y sus retos motivan a que las empresas y las personas estén tratando de mejorar día con día la movilidad”, concluye Víctor Cosío.