Economía

Crecen renuncias de empleados en el 39% de las grandes empresas

En el 41% de las grandes empresas en México se han presentado renuncias de empleados de forma inusual por estrés, agotamiento y mejores salarios, según un informe de OCC Mundial.

21-06-2022 13:08 Por : Arena Pública
El 30% con edades comprendidas entre 30 y 39 años, así como de 40 a 49 años, dijeron haber decidido buscar un nuevo empleo por desgaste físico y mental (Foto:Pexels)
El 30% con edades comprendidas entre 30 y 39 años, así como de 40 a 49 años, dijeron haber decidido buscar un nuevo empleo por desgaste físico y mental (Foto:Pexels)

Agotamiento, alto estrés, desgaste físico y mental y búsqueda de mejores salarios son los factores que han incrementado las renuncias en las empresas, principalmente en las grandes y medianas empresas del país.

A dos años de que inició la pandemia, 39% de las grandes empresas en México registraron aumentos en las renuncias de sus colaboradores asociados con el desgaste físico, mental y la búsqueda de mejores sueldos y prestaciones; mientras que 41% de éstas empresas señalaron que se han presentado renuncias inusuales, de acuerdo con el estudio Adaptabilidad laboral post-pandemia en México, publicado hace unos días por OCCMundial, una bolsa de trabajo online.

En las medianas empresas, las cifras son muy parecidas. En el 34% de las empresas se incrementaron las renuncias y en el 39% de ellas se han dado renuncias de manera inusual, según el estudio. Un dato revelador sobre la insatisfacción de los empleados es que el 71% de las personas empleadas dijeron que piensan renunciar a su actual empleo; mientras que el 62% de las personas que actualmente se encuentran sin empleo, renunciaron a su último empleo.

El levantamiento de datos del estudio se realizó en abril pasado y se entrevistaron a 9 mil 446 personas de las que el 58% estaban empleadas (58%), y el 42% tuvieron empleo en los últimos dos años. La encuesta también comprendió a reclutadores de 588 empresas en todo el país. El 46% fueron grandes empresas, 24% medianas, 22% pequeñas, y 8% microempresas; ubicadas en el Centro (52%), Bajío (21%), Norte (20%) y Sur (7%) del país.

Las micro, pequeñas y medianas empresas también registraron renuncias de sus colaboradores, aunque en menor proporción. El 26% de las micro empresas registraron un aumento de 21% en renuncias asociadas con agotamiento, 27% de las pequeñas un incremento de 30% asociadas a una necesidad de cambio y 39% de las medianas empresas un aumento de 34% relacionadas con un alto estrés.

Asímismo, el 30% de los colaboradores con edades comprendidas entre 30 y 39 años, así como los de 40 a 49 años, mencionaron haber decidido buscar un nuevo empleo por desgaste físico y mental. Mientras que el 23% del rango de edad de 40 a 49 años, y más de 50 años, buscan empleo en otra compañía por alto estrés, detalla la OCC Mundial.

“Dos de cada 10 colaboradores opinan que su estado de ánimo empeoró a causa de la pandemia" y la mayoría (64%) se encuentra buscando nuevas motivaciones, se lee en el informe de Online Career Center (OCC Mundial) la plataforma de búsqueda de trabajo más grande del país.

Diversos estudios han señalado que el estrés laboral se intensificó con el home office tras la pandemia por Covid-19: “Si bien el teletrabajo puede evitar o reducir algunos riesgos laborales tradicionales [...] a su vez puede significar el aumento significativo de las enfermedades mentales”, escribió Carmen Bueno, Especialista en Seguridad y Salud en el Trabajo (OIT), Oficina de la Organización Internacional del Trabajo para el Cono Sur de América Latina.

La especialista de la OIT señala que “las altas cargas y ritmos de trabajo, las largas jornadas laborales, la percepción de tener que estar disponible en todo momento y en todo lugar, la falta de desarrollo profesional, la excesiva fragmentación de las tareas, la escasa autonomía y control sobre las tareas, una pobre cultura organizativa y conductas de ciberacoso”, son factores que inciden en el agotamiento físico y mental, conocido como burnout.

Burnout, un padecimiento que va en aumento.

La pandemia incrementó el estrés laboral en 46% de los profesionistas por presión a perder el empleo (50%) y contagiarse en el centro de trabajo (42%). Además, 28% tenía miedo a recibir represalias por desconexión digital,  según datos del informe Estrés laboral en México, publicado en 2021, por la Asociación de Internet MX, asociación civil que busca incidir en las políticas públicas para impulsar la competitividad y productividad en México.

El aumento en el padecimiento de burnout llevó a la Organización Mundial de la Salud (OMS) a incorporar su diagnóstico, a principios de año, al síndrome de desgaste ocupacional como un padecimiento laboral, en la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-11).

En México, el 75% de los mexicanos padece fatiga por estrés laboral, superando a países como China y Estados Unidos, se lee en el blog del Instituto Mexicano del Seguro Social. Sin embargo, esto no es extraño pues en 2019 México encabezó la lista de horas anuales trabajadas con 2 mil 137 horas por trabajador, superando el promedio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) de mil 726 horas.

Lo anterior se traduce en que México es uno de los países que otorga menor tiempo de vacaciones obligatorias a sus trabajadores, solo seis días de descanso al año, similar a países como Nigeria, Tailandia o China. En contraste con España, Francia, Austria, Brasil, Perú o Brasil que tienen 30 días al año, según datos de Is paid annual leave available to workers? de World Policy Analysis Center.

Actualmente existen varias iniciativas legislativas para ampliar el periodo de vacaciones anuales en México a entre 10 y 15 días al año. Aunque “incrementar el periodo vacacional sería una parte muy pequeña de un gran total que se llama el salario emocional...“No pudiera decir que eso sea bueno para disminuir este tipo de patologías”, reconoce Hosanna Carina Rodríguez Morales, presidente de la Federación Nacional de Salud en el Trabajo, una organización no gubernamental.

Además de los impactos directos en la salud de los trabajadores, el burnout también tiene un impacto económico. “El estrés laboral puede llegar a representar pérdidas de entre el 0.5% y el 3.5% del Producto Interno Bruto (PIB) de una economía”, de acuerdo con la OIT citada por El Ceo. Añade que en México “el estrés en los trabajadores genera costos entre los 5 mil y los 40 mil millones de dólares al año”.

51% de las empresas, sin acciones para reducir el estrés laboral

Este panorama prevelace pese a que México cuenta con la Norma Oficial Mexicana 035 (NOM-035), entró en vigor en 2019, y que busca establecer elementos para identificar, analizar y prevenir los factores de riesgo psicosocial en centros de trabajo.

Sin embargo, su aplicación se realizaría en dos etapas, que se llevarían a cabo entre octubre de 2019 y octubre de 2020. “Esto es importante porque, precisamente a un año de la norma, entramos con el Covid-19; y a los dos años, cuando teníamos que tener el 100% de cumplimiento de la norma, estábamos en plena pandemia”, refiere Rodríguez Morales.

Además esta norma es menos conocida por las personas que se incorporan al campo laboral: 48% entre los trabajadores de 18 a 29 años no la conocen; esta cifra aumenta a 56% en personas con bachillerato y 52% con estudios técnicos, detalla el informe de la Asociación de Internet MX. Agrega que 51% de las empresas no realizan acciones para reducir el estrés laboral y solo el 23% identifican los factores de riesgo, por lo que muchos realizan actividades como el descanso (53%) y actividades físicas (48%).

Lo primordial -dice Rodríguez Morales, especialista en salud en el trabajo- es promover el autocuidado de los trabajadores, fomentar áreas de prevención dentro de la empresa a fin de evitar el burnout en los trabajadores, así como dar a conocer la NOM-045 entre la población trabajadora y empresarial.