Economía

Octubre confirma la desaceleración económica en el país

El 0.1% estimado por Inegi para octubre revelaría un posible estancamiento de la industria y una moderación en comercios y servicios, aunque noviembre y diciembre podrían beneficiar al comercio.

19-11-2022 21:50 Por : Arena Pública
Ni siquiera el buen desempeño del sector comercio dió impulso extra a la economía. (Foto: Gobierno de Puebla)
Ni siquiera el buen desempeño del sector comercio dió impulso extra a la economía. (Foto: Gobierno de Puebla)

La actividad económica del país habría iniciado el último trimestre del año con el pie izquierdo, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). 

Si bien para octubre el Indicador Oportuno de la Actividad Económica (IOAE) -una versión preliminar del PIB- se anticipó que México creció 5.0% a tasa anual, este resultado se debe principalmente al efecto estadístico de rebote respecto al año anterior. 

A tasa mensual el aumento fue de tan solo de 0.1% respecto al mes previo, el más bajo entre los resultados positivos del año junto a febrero cuando la economía creció en la misma magnitud. Este crecimiento es, además, menor al estimado para septiembre que fue revisado desde 0%, según el IOAE, hasta 0.2%.

El minúsculo avance económico habría estado en línea con lo esperado por los analistas quienes esperaban que a partir del cuarto trimestre del año la desaceleración económica sería más evidente en comparación con los trimestres anteriores, cuando la actividad sorprendió al alza. 

Pese a ser el inicio de la temporada de compras navideñas, el sector servicios, particularmente el comercio, no logró levantar el crecimiento del sector, observándose una variación mensual de 0.1% preliminar, el mismo nivel de avance que para las actividades secundarias. 

El resultado de octubre contrasta con los datos de ventas de Asociación Nacional De Tiendas De Autoservicio Y Departamentales (ANTAD) que registraron un avance anual de 10%, considerablemente mayor al 8.2% de septiembre, aunque no destacable entre el resto de meses del año.  

"En nuestra opinión, esto sigue siendo positivo dados los retos prevalecientes tanto en el frente externo como local. Tras esto, y considerando el estimado para octubre, la actividad probablemente se modere en el 4T22, consistente con nuestra visión de una mayor debilidad de la demanda de EEUU (ante el apretamiento monetario) y con el consumo interno afectado por las presiones inflacionarias", dijeron los economistas de Banorte en un flash informativo. 

Por el lado de la industria, esta continuó su tendencia de bajo crecimiento de los últimos meses y, aunque con la revisión de septiembre rompió de manera marginal la tendencia de desaceleración de los últimos dos meses cuando registró 0.4% y 0.0% de avance en julio y agosto respectivamente, el 0.2% de septiembre y el 0.1% de octubre dejan ver un posible estancamiento del sector. 

Alzas considerables a pronósticos iniciales

Pese a que el crecimiento durante el décimo mes del año rompió con la racha de sorpresas al alza en la actividad económica, los datos hasta ahora ya son suficientes para haber dado la vuelta a los pronósticos del sector privado.

Apenas a finales de octubre, los especialistas en economía revisaron al alza su expectativa para el PIB de 2022, aunque solo a 2.1%, según la Encuesta sobre las Expectativas de los Especialistas en Economía del Sector Privado del Banco de México (Banxico). Sin embargo, esta valoración no consideraba la revisión al resultado del IGAE de agosto de 1% y que, con los resultados de junio y septiembre, llevarían al PIB del 3T a crecer también 1%. 

“Ante esto, se espera una revisión significativa al alza en la siguiente encuesta”, comentó en su cuenta de Twitter, el subgobernador del Banxico Jonathan Heath. 

Actualmente, la expectativa de crecimiento de la Encuesta Citibanamex -el otro de los sondeos más importantes de su tipo- señala que el promedio de los analistas esperan 2.5% de crecimiento económico para el año. Sin embargo, los datos al momento permiten estimar que el crecimiento sería algunas décimas mayor. 

“Asumiendo un crecimiento mensual de 0% en los últimos dos meses del año, el crecimiento del PIB sería cerca de 0.50% trimestral y 3.61% anual en el último trimestre. Con esto, el PIB en el año mostraría un crecimiento de 2.69%” estimó una nota informativa de Banco Base.

Por si las dos décimas adicionales fueran poco, Gabriela Siller, directora de análisis económico del mismo banco, consideró que es poco probable que los últimos dos meses del año haya crecimiento nulo por lo que si se toma en cuenta el promedio del IGAE en el año (0.35%), el crecimiento del PIB en el 2022 alcanzaría 2.78%, casi una décima extra. “Es importante recordar que las cifras del IOAE son estimaciones preliminares sujetas a revisiones, en ocasiones significativas”, advirtió la economista de Banco Base. 

De materializarse los pronósticos del sector privado, no solo se se habrían superado con creces las estimaciones iniciales de los analistas privados quienes esperaban un incremento del 1.0% a 1.5%, sino que se habrían superado también las expectativas de la Secretaría de Hacienda que, a contracorriente, estimó un crecimiento de 2.4% en los Criterios Generales de Política Económica.