Economía

AMLO adelante, aunque maquinaria del PRI y gasto social podrían favorecer a Meade: Citi

De acuerdo a los analistas del grupo financiero estadounidense en un reporte sobre las elecciones mexicanas 2018 que elaboraron para sus clientes- “la posición dominante de AMLO en las encuestas es más fuerte este año que en 2006”.

01-04-2018 19:44 Por : Arena Pública
“Muchos probables votantes todavía tienen dudas sobre por quién votarán”, dice el reporte de Citi.
“Muchos probables votantes todavía tienen dudas sobre por quién votarán”, dice el reporte de Citi.

Al inicio de las campañas presidenciales, la pregunta que flota en el ambiente es si el puntero AMLO logrará sostener su amplia ventaja durante 90 días.

El viernes pasado, 30 de marzo, iniciaron las campañas presidenciales -según el calendario del Instituto Nacional Electoral (INE)- que se intensificaron este domingo una vez que transcurrieron las fiestas religiosas por la semana santa.

Andrés Manuel López Obrador (AMLO), el candidato del izquierdista Morena, es líder absoluto en todas las encuestas al iniciar la lucha por la presidencia de la República, seguido de Ricardo Anaya, que encabeza Por México al Frente, una coalición formada por el conservador Partido Acción Nacional (PAN), el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD) y el socialdemócrata Movimiento Ciudadano.

Las encuestas colocan al candidato oficialista José Antonio Meade Kuribreña en tercer lugar al iniciar las campañas. Meade encabeza la coalición Todos por México, que forman el Partido Revolucionario Institucional (PRI) actualmente en el gobierno, el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y el Partido Nueva Alianza (PANAL), vinculado al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación.

 

Te puede interesar: El electorado no busca propuestas, sino venganza por la corrupción: Luis Carlos Ugalde

 

En los tres modelos de agregación de encuestas (poll of polls) que dan seguimiento a la intención del voto para las elecciones del 1 de julio próximo, López Obrador saca una amplia ventaja al segundo lugar. Al 31 de marzo el diario español El País daba 41.2% a AMLO, seguido de Ricardo Anaya con 28.2% y José Antonio Meade con 21.9%. El más reciente reporte de Bloomberg al 27 de marzo, también favoreció a López Obrador con 42.2%, Anaya con 24.9% y Meade, más cercano, con 22.8%.

Finalmente Oraculus –un sitio especializado en elecciones- al corte del 27 de marzo dio a López Obrador un rango de 37%-44%, Anaya, 25%-31% y Meade, 20%-25%. En los tres casos Margarita Zavala, la única candidata independiente en la contienda, aparece con referencias muy distantes que van de 5.6% a 7% de las intenciones de voto de los mexicanos.

Pero el porcentaje de ciudadanos indecisos sobre su voto o que no han estado dispuestos a responder a los encuestadores –a 90 días de las elecciones- aún representan alrededor del 27% del electorado, por lo que las cifras de intención de voto pueden cambiar o cerrarse en la medida en que avanzarán las campañas electorales.

De acuerdo a los analistas del grupo financiero estadounidense Citi -en un reporte sobre las elecciones mexicanas 2018 que elaboraron para sus clientes- “la posición dominante de AMLO en las encuestas es más fuerte este año (14 puntos porcentuales y una tendencia positiva) que en 2006 (cuando AMLO tuvo un empate con Calderón y su intención de voto mostró una tendencia negativa)”.

Sin embargo –recuerdan los analistas Ernesto Revilla, Sergio Kurzcyn y Nydia Iglesias en el reporte ‘A Primer on Mexico’s 2018 Presidential Election’- la historia reciente de las elecciones en México han mostrado grandes cambios en las encuestas de intención de voto durante las campañas.

“Muchos probables votantes todavía tienen dudas sobre por quién votarán”, añaden en el resumen del documento de 62 páginas que contiene una gran cantidad de gráficos y cuadros recopilados de casas encuestadoras para las elecciones de 2006, 2012 y la situación para 2018.

Citi es dueño de Citibanamex, el tercer banco más grande del país, uno de los más antiguos de México y líder en el análisis económico que produce el sector privado. En el reporte, los analistas del banco advierten que “la maquinaria electoral (del partido) y el gasto social (del gobierno) podrían favorecer al PRI (el partido en el gobierno)” llevando a Meade –un ex secretario de Hacienda y ex secretario de Desarrollo Social- a la presidencia de la República, dándole continuidad a las principales políticas de gobierno de Enrique Peña Nieto.

 

Te puede interesar: Cambio climático preocupa a los mexicanos, pero 1 de cada 4 no sabe qué es

 

Esta posibilidad que plantean Revilla, Kurczyn e Iglesias se refuerza porque “las segundas preferencias (en las intenciones de voto que arrojan las encuestas) aún no son concluyentemente favorables ni para AMLO, ni para Anaya”, sin embargo la intención del voto anti-PRI parece ser abrumador (42%) en el caso de que caiga la intención del voto por Anaya o por AMLO en la recta final de la campaña.

El reporte de Citi también prevé una posición significativa de escaños en el Congreso para Morena, incluso perdiendo López Obrador la elección presidencial. “Las encuestas electorales sugieren que ya sea que AMLO gane o no la Presidencia, su partido Morena aumentará significativamente sus posiciones en la Cámara de Diputados–aunque sin obtener mayoría- accederían al Senado y ganarían un puñado de gubernaturas”.

A diferencia de Meade y Anaya –“que continuarán con el modelo económico actual y favorable al mercado”- los analistas de Citi ven a López Obrador como un candidato con un discurso ‘antiestablishment’ a pesar de que ha ofrecido respetar los equilibrios fiscales y la independencia del banco central. “Su programa social se financiaría, principalmente, a través de una revisión exhaustiva de la estructura de gastos actuales”.

En su arranque de campaña este domingo en la plaza Benito Juárez de la fronteriza Ciudad Juárez, López Obrador anunció que su primera iniciativa que enviará al Congreso será una reforma a la constitución para que el Presidente en funciones pueda ser juzgado por delitos de corrupción.  

 

MÁS INFORMACIÓN: Citi Research, A Primer on Mexico’s 2018 Presidential Election