Negocios

Primero fueron los autos, ahora la crisis de chips está golpeando a los smartphones

Más del 75% de los adultos mexicanos tienen un teléfono inteligente y su uso se disparó con la pandemia y la educación en línea.

26-07-2021 19:08 Por : Arena Pública
La escasez de semiconductores necesarios para la elaboración de los componentes electrónicos se remonta a principios de año.
La escasez de semiconductores necesarios para la elaboración de los componentes electrónicos se remonta a principios de año.

La crisis de los chips no solo está poniendo de cabeza a la industria automotriz, ahora  también a la de los teléfonos inteligentes y otros dispositivos. 

Los grandes fabricantes de celulares, tablets y computadoras están enfrentando la falta de semiconductores o chips, lo que está provocando una disminución en sus ventas y forzando a la industria a traspasar los costos más altos a los consumidores finales. 

En India, el segundo mayor mercado de smartphones a nivel mundial, el precio de los dispositivos Xiaomi han tenido un incremento de 8% desde la entrada de julio. La empresa, que recientemente superó a Apple en ventas, explicó que tuvo que incrementar sus costos ante la fuerte competencia de compradores de chips, que mantienen una demanda muy alta en una industria que ya está rebasada.

México también es un amplio consumidor de smartphones. Según la Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en los Hogares (ENDUTIH) 2020, el 91.8% de los 88.2 millones usuarios de teléfonos celulares cuenta con un equipo inteligente, es decir 75.5% de la población adulta. 

Sin embargo, el uso se ha disparado con la pandemia, incluso entre los niños debido a la necesidad de contar con un dispositivo desde donde conectarse a las clase en línea. 

Contrario a la imagen común de los estudiantes frente a la computadora, en México el 65.7% se conecta a sus clases a través de un teléfono inteligente, en contraste con una minoría (25.4%) que lo hace desde alguna computadora informó la Encuesta del Impacto del COVID en la Educación (ECOVID ED). 

Además, el encierro propició la adopción de los teléfonos inteligentes como la principal forma de entretenimiento. En promedio cada mexicano pasa conectado tres horas y media al día según el Digital Report 2021 de la plataforma de gestión de redes social Hootsuite. 

El uso de las computadoras ha disminuido 5% en relación con 2019, conforme los smartphones se popularizan y sus capacidades crecen, aunque no dejan de ser relevantes, especialmente para el teletrabajo que creció durante la pandemia. La EDUTIH señala que el 42.8% de los 44.8 millones de usuarios de computadora la utilizan para fines laborales.

Si bien, en México el precio de los smartphones no es registrado en el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) el precio de las computadoras sí, lo que permite un acercamiento al comportamiento de los precios de los dispositivos electrónicos.  

Desde que comenzó a medirse en 2002, el precio de las computadoras mantuvo una tendencia a la baja conforme la industria se masificó y abarató sus costos, sin embargo esa tendencia se detuvo en 2020 e incluso mostró un incremento de 2.86% anual. 

Además, según el informe financiero del segundo trimestre de América Móvil, el mayor proveedor nacional de telefonía celular, durante este último periodo repuntó el aumento de líneas móviles y dispositivos en México por una mayor disponibilidad de dispositivos frente a los meses previos en que la oferta había sido muy limitada.

La escasez de semiconductores necesarios para la elaboración de los componentes electrónicos se remonta a principios de año y ha protagonizado el principal dolor de cabeza de la industria automotriz al provocar paros técnicos por varias semanas que aún siguen ocurriendo. 

El origen de la carestía por el boom de la demanda registrado el año pasado, superó la capacidad de los fabricantes concentrados principalmente en el sureste de Asia, particularmente en Taiwán. En este país, una nueva ola de coronavirus azota a la población desde abril, lo que ha forzado el cierre total o parcial de fábricas, por lo que la crisis de los semiconductores se recrudeció. 

Ahora las empresas taiwanesas están invirtiendo en las fábricas de China continental para aumentar su capacidad productiva y cumplir con los pedidos atrasados y nuevos, principalmente para la industria automotriz, lo que podría normalizar el suministro para estos bienes, informó Reuters, pero podría dejar vulnerable al sector de electrónica.

No solo la producción, también el transporte

El origen del encarecimiento de los componentes electrónicos no solo se encuentra en las líneas de producción, sino también en los costos de distribución. 

Entre pandemias, explosiones de la demanda y nuevos brotes, el precio del transporte marítimo desde China, principal costa desde donde se exportan los microchips, ha crecido hasta los 3,000 dólares por contenedor, un incremento de 25 a 30% en comparación con los costos de hace un año, dijo a Bloomberg, George Griffiths, especialista de S&P Platts en logística marítima.

A principios de la pandemia, el aumento de coste de los fletes desde Asia se dió como producto del cierre de los puertos y el endurecimiento de las medidas sanitarias a nivel mundial, lo que disminuyó la oferta de embarcaciones.

No obstante, luego de ello el incremento se dio como producto del choque de oferta y demanda, pues las flotas, aún bajo la capacidad de transporte reducida durante los primeros meses de la pandemia, se enfrentaron a un repunte del comercio internacional que a principios de año se recuperó en la principales economías, principalmente en la ruta China-Estados Unidos. 

La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UCNTAD) estima que los incrementos diarios al precio del transporte marítimo podrían no detenerse por lo menos en lo que resta del 2021.

Incluso nuevos y más fuertes aumentos podrían acontecer en el segundo semestre del año conforme la variante Delta está volviendo a imponer restricciones portuarias. Además de manera estacional, los precios se disparan durante la temporada navideña ante el repunte de la importación de productos chinos. 

Samsung le da vuelta a la escasez

Hasta hace algunos meses, la escasez de semiconductores no había golpeado de forma generalizada a la industria de los dispositivos móviles.

La razón se debe a la estrategia de compra de insumos de las empresas, las cuales suelen llenar inventarios de forma adelantada para mantener la producción alrededor de seis meses. Sin embargo, con el fin del primer semestre del año, los inventarios están vaciándose por lo que comienza a verse la escasez en el sector. 

Para Samsung, el mayor vendedor de teléfonos inteligentes a nivel mundial, la escasez ha significado un reto y oportunidad. Según las estimaciones de la compañía, durante el segundo trimestre del año las ventas de dispositivos móviles habrían disminuido hasta 20% producto de la escasez de semiconductores. 

Sin embargo, la compañía surcoreana también es uno de los mayores productores de semiconductores a nivel mundial, por lo que ha decidido enfocarse en la venta del insumo a externos para aprovechar los altos precios, impulsando sus ingresos trimestrales. El informe financiero del segundo trimestre de 2021 de Samsung se dará a conocer el próximo 29 de julio.