Economía

Se está provocando, irresponsablemente, que se dañe la economía, acusa Rodolfo Navarrete

La depreciación del peso en los últimos días y el alza de las tasas de interés, no tienen que ver con la consulta sobre el aeropuerto o con la incertidumbre de los capitales por la llegada de AMLO, dice el director de Análisis de Vector.

28-10-2018 19:40 Por : Arena Pública
Rodolfo Navarrete Vargas es director de Análisis y Estrategias de Inversión de Vector Casa de Bolsa
Rodolfo Navarrete Vargas es director de Análisis y Estrategias de Inversión de Vector Casa de Bolsa

La acusación es directa. “Hay un problema: el problema es relacionado con lo que se llama las famosas expectativas autocumplidas. Se está generando un ambiente irresponsable que podría generar un deterioro de la situación económica interna, pero provocado, porque no hay ninguna situación interna que esté generando una volatilidad del tipo de cambio”.

El economista Rodolfo Navarrete Vargas, director de Análisis y Estrategias de Inversión de Vector Casa de Bolsa, no oculta sus preocupaciones, ni sus señalamientos.

Está seguro que la depreciación observada del peso mexicano en los últimos días y el alza de las tasas de interés en México, tienen muy poco que ver con la consulta sobre el aeropuerto o con la incertidumbre de los capitales sobre la llegada del nuevo gobierno que encabeza Andrés Manuel López Obrador.

Los atribuye, principalmente, a factores externos, y llama miopes a los analistas bancarios, calificadoras y a la propia prensa que han atribuido las caídas recientes de los activos financieros locales a la incertidumbre desatada por la consulta sobre el nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México a la que convocó López Obrador.

Vector es una firma financiera propiedad del empresario Alfonso Romo, miembro del equipo de campaña de López Obrador y designado jefe de la oficina de la Presidencia con López Obrador a partir del 1 de diciembre próximo.

Sobre la depreciación cambiaria vista recientemente, Navarrete Vargas –un economista experimentado y prestigiado en el ámbito financiero del país- dice que 90% o más responde a factores externos. “La determinación de los factores internos en el comportamiento del tipo de cambio de los últimos días es mínima”, dice señalando estudios internos al respecto.

 

Llama miopes a los analistas bancarios, calificadoras y a la propia prensa que han atribuido las caídas recientes de los activos financieros locales a la incertidumbre desatada por la consulta sobre el nuevo aeropuerto internacional de la Ciudad de México a la que convocó López Obrador

 

 

Coincidencia en el error

El economista que recibió de Bloomberg el reconocimiento al mejor pronosticador de la economía mexicana en 2015, muestra su extrañeza por lo que llama la miopía de los analistas.

“En los últimos días hemos visto una situación bastante peculiar, un tanto extraña, donde hay una coincidencia de pensamiento de opinión de un conjunto de agentes económicos, de opinadores, de bancos, de calificadoras, de instituciones, de personajes relevantes; y ni que decir de la prensa”.

“Hay una opinión en el sentido que de repente olvidaron el análisis y ahora están entrando a una cosa como muy acordada -no quiero decir que haya una confabulación y cosas por el estilo- pero llama la atención una coincidencia tan grande en un error y una visión equivocada de las cosas”.

Y añade en la entrevista que concedió en su oficina de Las Lomas de Chapultepec, en la Ciudad de México. “De repente, de la noche a la mañana, vemos que los analistas se volvieron relativamente miopes. Que las instituciones, que las calificadoras se volvieron relativamente miopes: Están viendo solo con un ojo y no están viendo con el otro. Están achacando, por ejemplo, la depreciación del tipo de cambio, el aumento de las tasas de interés, la caída de la bolsa mexicana, etcétera, al hecho de que hay inquietud de lo que está pasando con Pemex, con el aeropuerto”.

“Pero nadie, con el otro ojo, está viendo que en el mundo todos los mercados -y hay mercados en situaciones mucho más complicadas que la mexicana- están resintiendo efectos negativos”.

Navarrete señala que en Vector han analizado con detenimiento los factores que están incidiendo en la depreciación del peso y concluye: “La depreciación del peso está determinada fundamentalmente por factores externos y la forma más fácil de comprobarla es que el peso no es la moneda que más se deprecia. Hay un conjunto de monedas que se está depreciando mucho más que el peso” y pone como ejemplo al peso chileno.

 

Cambiar el aeropuerto, "ya se sabía"

Para Navarrete Vargas la supuesta desconfianza de los capitales por la cancelación de los contratos firmados para la construcción del aeropuerto en la Ciudad de México, una obra de grandes dimensiones, no es tal. "Al día de hoy (viernes, cuando se se realizó la entrevista) eso no se está registrando".

En todo caso, dice el economista, "ésta es una noticia que ya se conocía desde hace más de un año. Se venía proponiendo que el aeropuerto se va a cambiar, que no se va a construir. Esto ya se sabía, las variables financieras ya lo tienen incorporado. No es una novedad".