Economía

Nomina AMLO a Galia Borja para Banxico; crecen posibilidades de Herrera como próximo gobernador

La nominación se da en una coyuntura importante para el sesgo de la política monetaria y ante propuestas legislativas desde Morena sobre el mandato del Banco de México.

07-12-2020 12:36 Por : Arena Pública
Galia Borja Gómez, Tesorera de la Federación, en conferencia de prensa sobre créditos a la palabra para reactivar la economía el 24 de abril del 2020 (Imagen: Twitter, Secretaría de Hacienda)
Galia Borja Gómez, Tesorera de la Federación, en conferencia de prensa sobre créditos a la palabra para reactivar la economía el 24 de abril del 2020 (Imagen: Twitter, Secretaría de Hacienda)

El presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer este lunes su nominación de Galia Borja Gómez para integrar la Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico) a partir del 1 de enero próximo. Serán los senadores quienes deberán aprobar la nominación para ocupar la silla que dejará Javier Guzmán Calafell el próximo 31 de diciembre.

La nominación de Borja Gómez, actual Tesorera de la Federación (Tesofe) y funcionaria clave de la Secretaría de Hacienda, era esperada desde hace tiempo. Si bien se habían mencionado los nombres de Claudia Álvarez Toca, directora general de Contraloría y Administración de Riesgos del propio Banxico, y de Patricia Armendáriz, una empresaria con amplia experiencia en el sector financiero, la decisión de AMLO parecía ya decantada por la candidata del secretario de Hacienda, Arturo Herrera.

Una vez despejada la incógnita sobre la nominación presidencial -y dado que se da por descartada la aprobación del Senado- las inquietudes se dirigen hacia las amenazas a la autonomía del banco central, dado que Galia Borja sería la tercera integrante -de cinco- de la Junta de Gobierno de Banxico designada por el actual gobierno. Y en la actual coyuntura de definición del futuro inmediato de la política monetaria, los inversionistas y analistas se preguntan por el sesgo de política monetaria a partir del 1 de enero.

Joel Virgen, un experimentado economista financiero independiente con base en Nueva York, dijo: "No veo el nombramiento (de Galia Borja) como una amenaza a la autonomía, que es la esfera de riesgo en la que se han enfocado los participantes del mercado antes de conocer la postulación. En ese territorio yo estaría más pendiente de eventuales propuestas en el Congreso relacionadas con el mandato".

Algunos legisladores del gobierno en turno no han dejado de insistir en modificar la ley del Banco de México para ampliar su mandato a la generación de empleos y de crecimiento económico, además de procurar la estabilidad del sistema financiero y del poder adquisitivo del peso. Recientemente legisladores de Morena en el Senado han planteado reformar la ley de Banxico para que el banco central compre los dólares de los bancos locales si éstos no encuentran compradores; una iniciativa que el gobernador Alejandro Díaz de León, ha calificado de riesgosa.

Para Marco Oviedo, economista en jefe para América Latina de Barclays, la nominación de Galia Borja no causa sorpresa. "(Ella tiene) un perfil similar al de Irene Espinosa -actual subgobernadora de Banxico y ex Tesorera de la Federación, al igual que Borja Gómez-. Muy alineada con Herrera y Hacienda; lo cual es natural", dice Oviedo.

Galia Borja tiene una larga carrera en la Tesorería de la Federación a la que llegó en 2008 coincidiendo con la actual subgobernadora de Banxico, Irene Espinosa. Después de desempeñarse como directora general adjunta de Ingresos en la Tesofe, fue nombrada Tesorera de la Federación al inicio del actual gobierno. Su cercanía con López Obrador viene desde que laboró con el ex secretario de Hacienda, Carlos Urzúa, en la secretaría de Finanzas del gobierno del Distrito Federal. Borja Gómez estudió Matemáticas en la UNAM y cuenta con maestrías en Matemáticas aplicadas (Universidad Estatal de Nueva York), y Economía y Política Pública (ITESM).

La experiencia profesional de quien ocupará la vacante que dejará Javier Guzmán es básicamente hacendaria y no en el campo de la política monetaria, en una coyuntura de definición sobre el rumbo de la política monetaria. En la decisión del 12 de noviembre, la Junta de Gobierno del Banco de México puso en pausa -por 4 votos a 1- la tendencia bajista de la tasa de referencia ante la sorpresa de la mayor parte de analistas quienes habían pronosticado una reducción de 25 puntos base, a 4.0%. Ahora, a partir de enero los ojos de los analistas también estarán puestos en la postura que adopte Borja Gómez.

"Veo difícil que cualquier miembro de la Junta no tenga un sesgo "paloma" en las presentes circunstancias de profunda holgura económica y riesgos económicos sesgados a la baja en complemento de una estabilidad de expectativas de inflación en la antesala de una esperada convergencia hacia el objetivo", dice Virgen. Mientras que para Oviedo es "bastante natural" que Galia Borja responda en el corto plazo en el sentido del gobierno. "Deberia estar descontado", agrega Oviedo.

De acuerdo a las encuestas, más de la mitad de los analistas pronostican que la Junta de Gobierno mantendrá la tasa de referencia en 4.25% en la reunión del 17 de diciembre, la última del año. Sin embargo, estiman que Banxico reducirá a 4.0% la tasa en 2021. Con todo, los pronósticos están muy divididos sobre la cuantía y fecha del movimiento en la tasa.

Es conocido por los analistas -y ha sido corroborado por fuentes al interior del gobierno- que la candidatura de Galia Borja fue impulsada por el secretario Herrera, uno de los candidatos más fuertes para suceder a Alejandro Díaz de León, en la gubernatura del banco central cuando concluya su periodo de seis años en diciembre de 2021. La llegada de Borja Gómez, para el periodo 2021-28, sería 'cabeza de playa' para el desembarco del actual secretario de Hacienda en el Banco de México a mitad del sexenio, dijeron fuentes hacendarias que no quisieron ser identificadas.

"(Galia Borja) Será aliada de quien sea nombrado gobernador en diciembre de 2021", dice Oviedo. Y a la pregunta de si ese nombramiento recaería en Herrera, una vez que se concrete la reforma fiscal en el Congreso, Oviedo respondió, "seguramente".