Gobiernos y Finanzas Públicas

Nicolas Sarkozy frente a la justicia francesa por financiamientos irregulares de campaña

29-03-2018 12:27

Sus dos campañas presidenciales tuvieron acusaciones de financiamientos irregulares o ilegales, tratar de ocultarlos fue el delito de Nicolas Sarkozy.

Nicolas Sarkozy será llevado ante la justicia francesa por corrupción y tráfico en influencias. Foto:European People's Party Agrandar
Nicolas Sarkozy será llevado ante la justicia francesa por corrupción y tráfico en influencias. Foto:European People's Party

El expresidente de Francia Nicolas Sarkozy intentó poner a la justicia de su país de su lado tras un caso de financiamiento electoral ilegal en su campaña en 2007 cuando fue elegido jefe de Estado. 

Ahora le están pasando la factura.

Sarkozy será juzgado por los delitos de corrupción y tráfico de influencias, anunció este 29 de marzo el periódico francés Le Monde.

El motivo fue ofrecer ayudar a un juez a obtener un puesto en Mónaco a cambio de que influyera en la decisión del Tribunal Supremo de Francia sobre un caso en el que se alegaba que la campaña de Sarkozy de 2007 había sido financiada ilegalmente por la heredera del imperio cosmético L’Oréal, Liliane Bettencourt.  

Si bien el tribunal desechó la ilegalidad de este financiamiento, durante la investigación de otro caso en el que se sospechaba que la misma campaña también había recibido dinero del dictador libio Muamar Gadafi se permitió la intervención del teléfono del exmandatario francés.

 

Campaña de Nicolas Sarkozy en Francia 2012. Foto: Eoghan OLionnain

Campaña de Nicolas Sarkozy en Francia 2012. Foto: Eoghan OLionnain / Algunos derechos reservados. 

 

Como resultado se dieron a conocer una serie de escuchas en las que Sarkozy dejaba entrever su búsqueda por asegurar un resultado positivo en el caso de Bettencourt, mismas que sostienen hoy los cargos que se le imputan.

Además de este, Nicolas Sarkozy también tiene pendiente otro juicio por financiamiento irregular en su campaña para la reelección de 2012, en la que fue derrotado por François Hollande.

En este caso se culpa al expresidente de haber falsificado facturas para ocultar los verdaderos gastos electorales de su campaña en los que solo tenía permitido gastar 22.5 millones de euros pero que ascendió hasta los 42.8 millones, como castigo se le obligó a regresar el monto límite pero no evitó que se abriera una investigación judicial en su contra e imputado en febrero de 2016.

 

MÁS INFORMACIÓN: Nicolas Sarkozy desestimó en la ley correccional por "corrupción" y "comercio de influencias" en el Tribunal de Casación, Le Monde, 29 de marzo de 2018. 

Comentar