Economía

Precios de alimentos siguen al alza y alcanzan 13.6% en junio

La inflación en alimentos y bebidas no alcohólicas fue de 1.51% a tasa mensual, después del 1.08% de mayo, golpeando más a las familias de menores ingresos.

07-07-2022 08:53 Por : Arena Pública
El precio de la papa se incrementó 28% en junio (Foto: Senasica. Gobierno de México)
El precio de la papa se incrementó 28% en junio (Foto: Senasica. Gobierno de México)

Los precios de los alimentos siguieron al alza en junio y crecieron 13.60% a tasa anual, después de que en mayo registraron un alza de 12.52%, publicó hoy el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Durante junio, la inflación de alimentos y bebidas no alcohólicas fue de 1.51% frente al mes anterior, mientras que en mayo había registrado 1.08%. Así, los precios de la canasta de consumo mínimo en junio crecieron 0.97% a tasa mensual, después de que en mayo registró una ligera variación negativa de (-)0.05%.

Los incrementos en los precios de los alimentos causan fuertes estragos entre la población mas pobre que destinan más del 50% de sus ingresos a la compra de alimentos y al transporte. Productos como la papa, el pollo, los refrescos, la naranja, el pan dulce y la gasolina de bajo octanaje fueron los que más incrementaron sus precios en junio. En medición anual, productos de alto consumo entre la población como el pollo ha incrementado su precio en 17.5%, el huevo (24%), el pan de caja (18.2%), los aceites y grasas comestibles (33.3%), y las tortillas (14.5%).

De acuerdo a la Encuesta Ingreso Gasto de los Hogares 2020 de Inegi, los hogares con los ingresos más bajos, en los deciles I y II, destinan 50.2% de sus ingresos a la compra de alimentos; mientras que los hogares con ingresos más altos (deciles IX y X) lo hacen en 28.5%. El 38.8% de la población en México se encuentra en pobreza laboral de acuerdo al Consejo Nacional de Evaluación de la Política para el Desarrollo Social (Coneval); sin embargo, es probable que la alta inflación empeore las cifras. 

Inflación aún desbocada

La inflación general en junio volvió a registrar un incremento por encima de las previsiones de los analistas. El Indice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) creció 7.99% a tasa anual y 0.89% a tasa mensual, el mayor incremento para un mes de junio de 1998. La mediana de los economistas encuestados por Citibanamex esperaban un incremento de 0.82% para el mes.

La inflación básica o subayacente -que el banco central toma como referencia para establecer la tendencia de mediano plazo de la inflación- volvió a incrementarse a 7.49% anual y 0.77% en junio respecto de mayo; el mayor incremento durante el mes de junio en los últimos 23 años. Si bien el dato de la inflación subyacente en junio fue ligeramente menor que el consenso del mercado (0.80%).

Con una inflación que no cede, el 85% de los economistas encuestados esperan que el Banco de México incremente la tasa objetivo en 75 puntos base en su reunión de agosto, después del incremento de 75 puntos base en junio. Las expectativas para la inflación de julio siguen siendo altas, especialmente para la inflación subyacente (7.58% anual).

La inflación en México sería mucho mayor si el gobierno federal no hubiera contenido las alzas de precios de las gasolinas con subsidios. Una decisión cuestionada por los críticos del gobierno que han insistido en focalizar las ayudas desde los fondos públicos a las familias mas vulnerables, en lugar de subsidiar las gasolinas que consumen las familias de mayores ingresos. 

"Los precios de la gasolina están limitados por los estímulos", escribió esta mañana Gabriela Siller, directora de Análisis Económico de Grupo Financiero Base. "Si se retiran de forma repentina los estímulos, el precio de la gasolina regular subiría cerca de 58% y la gasolina Premium cerca de 50%. Con esto, la inflación general se ubicaría alrededor del 10%", se lee en un tuit.