¿Qué revelan las cifras de Inversión Extranjera Directa en México?

El año pasado, la inversión extranjera directa representó solamente 2% del PIB, un mínimo histórico, y 8.2% del total de la inversión, el segundo nivel más bajo de los últimos 24 años.
20 Mayo, 2024
López Obrador y directivos de la multinacional suiza Nestlé en 2023 (Foto: lopezobrador.org.mx)
López Obrador y directivos de la multinacional suiza Nestlé en 2023 (Foto: lopezobrador.org.mx)

Se dieron a conocer las cifras de inversión extranjera directa (IED) para el primer trimestre del año.

Según la Secretaría de Economía, se registró un flujo de 20.3 mil millones de dólares (mmd), superando significativamente el promedio de los últimos 24 años, que fue de 10.7 mmd. La mayor parte de esta inversión proviene de Estados Unidos (52%), tuvo como principal destino la Ciudad de México (59%) y, por sector, se concentró en el manufacturero (42%). 

Zoom-in a las cifras 

Sin duda es un buen inicio del año y una buena noticia para la economía mexicana, sin embargo, es crucial el análisis de la composición de esta inversión destacando la alta reinversión de utilidades y la baja entrada de nuevas inversiones y préstamos entre compañías.

Según esta clasificación, de los 20.3mmd mencionados, 19.6mmd son reinversión de utilidades, 599 millones de dólares (mdd) son nuevas inversiones y 99 mdd son prestamos entre compañías. En el primer caso, esta cifra es históricamente alta mientras que, las otras dos, son históricamente bajas. Cabe mencionar que estas son cifras preliminares y que están sujetas a sustanciales revisiones. Por ejemplo, en el primer trimestre de 2023 se reportó, de manera preliminar, un flujo de 18.6 mmd, y que luego fue revisado a 23.5 mmd. 

Si tomamos las cifras anuales de inversión extranjera directa desde 1999 a la fecha, podemos encontrar algunos patrones interesantes en cuanto a su relación con el producto interno bruto (PIB) y la inversión fija bruta (IFB) en México.

En primer lugar, en este sexenio la inversión ha promediado 2.4% del PIB, ligeramente por debajo del 2.6% observado en los últimos 24 años. Hay que tener en cuenta que pasamos por una pandemia, me dirán. Quizá por eso este promedio se parece mucho al del período de 2007-2012, cuando promedió 2.3% del PIB y es cuando tuvo lugar la crisis financiera global. No obstante, el año pasado la inversión extranjera directa representó solamente 2% del PIB, un mínimo histórico.

Como proporción de la IFB, la historia es muy similar. Durante los últimos 5 años, la IED ha representado en promedio 11.1% de la inversión fija bruta, por debajo del promedio de 11.9% en el período 1999-2023. Asimismo, en 2023, representó 8.2% del total de IFB, el segundo nivel más bajo de los últimos 24 años. 

Inversión Extranjera Directa (% del PIB)

Inversión Extranjera Directa (% del IFB)

Fuente: Secretaría de Economía

 

Según el tipo de inversión, no es nuevo que el monto destinado a reinversión de utilidades sea más alto que las nuevas inversiones, esto viene pasando en los números anuales, en promedio, desde 2013 como se muestra en la tabla a continuación. 

INVERSIÓN EXTRANJERA DIRECTA (Millones de dólares)

PromedioNuevas inversionesReinversión de utilidadesPréstamos intercompañíasTotal
1999-2023*12,114.510,192.56,172.328,179.3
2001-200613,890.64,013.86,170.724.075.1
2007-201211,957.08,321.75,444.425,723.1
2013-201812,584.414,077.68,997.635,659.5
2019-2023**11,391.818.012.14,001.433,405.3
*Promedio del periodo **Comprende 5 años. Fuente: Secretaría de Economía

La reinversión de utilidades se refiere a las ganancias generadas por una empresa extranjera, que no son repatriadas al país de origen. Cuando una empresa extranjera reinvierte sus utilidades en el país anfitrión, no se considera un flujo de entrada de capital en el sentido estricto, ya que no hay una transferencia de fondos desde el país de origen hacia el país receptor. Sin embargo, puede representar una forma de financiar el crecimiento y la expansión en el país en el que se está operando lo cual, eventualmente, se puede ver reflejado en las cifras económicas del país en cuestión. Asimismo, puede ser visto como una señal de confianza en su economía.

Según esta lógica, la buena noticia es que en 2023 las empresas que están en México tienen planes futuros de expansión en un monto de 26.6 mmd por concepto de reinversión de utilidades de los 36 mmd que se contabilizaron como inversión extranjera directa. No obstante, no hemos sido capaces de atraer nuevas inversiones, con un flujo de 4.8 mmd y tan sólo 3,211 empresas reportando inversión extranjera directa, un mínimo histórico.

Implicaciones de las cifras de IED en el mediano y largo plazo

Si bien la reinversión de utilidades representa el compromiso continuo de una empresa extranjera con su operación en el país receptor y puede contribuir al crecimiento económico a largo plazo, las nuevas inversiones son las que representan una entrada de capital fresco con un impacto inmediato en la economía receptora. 

En términos de la economía mexicana, lo que nos dicen los datos es que las empresas que ya están operando en el país tienen un compromiso de largo plazo y ven suficientes ventajas y oportunidades para dejar sus operaciones en México. 

Sin embargo, al igual que para que una empresa crezca tiene siempre que buscar nuevos clientes, México no ha sido capaz de captar nuevas inversiones lo cual limita nuestra habilidad para aprovechar la coyuntura actual que se está presentando con la relocalización de las cadenas de valor, el llamado nearshoring. Para ello, se requiere de reforzar el estado de derecho, ofrecer alternativas de logística (infraestructura, transporte, etc.), así como de energía eficiente y limpia y mejorar el sistema educativo. 

Delia Paredes Mier Delia Paredes Mier Delia Paredes apoya la toma de decisiones a inversionistas internacionales, líderes empresariales y gestores de activos a través del análisis económico desde hace casi 20 años. Es socia en TransEconomics, firma que brinda servicios de planificación patrimonial y gestiona activos alternativos. Asimismo, también es docente en la Universidad de Anáhuac y en el Tec de Monterrey. También es miembro del Comité de Estudios Económicos en el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) y del Consejo Mexicano de Asuntos Internacionales (COMEXI). Delia Paredes es Maestra en Economía London School of Economics (LSE).

Archivado en