Sin Maniqueísmos
Sin Maniqueísmos es un blog dedicado a la actualidad mexicana, considerada en los contextos histórico e internacional. Los temas incluyen las élites empresariales, los medios masivos, las relaciones entre México y otros países, especialmente Estados Unidos, junto con libros y películas de importancia política y cultural.

¡Dame más gasolina!

13-08-2014 19:18

Hay que acabar con los monopolios locales de las gasolineras.

El sábado pasado manejé desde Zamora hasta el Distrito Federal y queriendo hacer escalas esparcidas para descansar no paré en la primera estación de Pemex, justo por la caseta, asumiendo que habría otra en el camino. Pero no fue hasta después de Morelia que finalmente la encontré, y en ese momento mi coche estaba a punto de morir.

Total, la distancia entre las dos gasolineras fue de ¡más de 120 kilómetros!

Por supuesto, este fenómeno no es nada raro. Hay un largo tramo de la Autopista del Sol en el que falta una estación, igualmente en la carretera entre Querétaro y México, y en el norte del país ni hablar. En el Distrito Federal, los residentes de Polanco tienen el uso de una sola atascadísima estación en toda la colonia, la cual es famosa por su mal servicio.

Donde no hay competencia hay más oportunidades para abusos. Los chilangos al regreso de una visita a Tepoztlán a menudo encuentran que en la única gasolinera del pueblo "ya no hay Magna", lo que les obliga a gastar mucho más en Premium.

Otros múltiples abusos y defectos —incluyendo gasolineras que dan litros que no son de a litro—están catalogados por estados en un nuevo reporte de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco).

Un aspecto poco mencionado de la reciente reforma energética es la posibilidad de que, con la llegada de nuevos inversionistas en el sector petrolero, también llegará competencia en la provisión de gasolina al público. Ya es hora.

Primero esta la cuestión de la calidad, que en gran parte está impulsada por la importancia que una empresa concede a su reputación. ¿Se puede imaginar un caso como el de la Estación de Servicio Universitaria en Puebla -Col. Jardines de San Manuel- donde cada uno de los 28 instrumentos fueron inmovilizados por Profeco, si la gasolinera fuera franquicia no de Pemex sino de Sunoco?

Segundo, la cuestión de cantidad. Dentro de la larga historia de abusos relacionados con el petróleo en México existe la histórica tendencia de otorgar—o auto-otorgar—concesiones de gasolineras como premios políticos. Así, por ejemplo, no fue de ninguna sorpresa cuando se reportó en mayo que el Secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, es dueño de seis estaciones en su natal Quintana Roo, donde fue gobernador en los 80 y más recientemente senador federal. (Tampoco sorprendió que tres de las seis habían sido multadas por Profeco.)

Un premio político vale mucho más cuando sea en cierta medida exclusivo. Por eso el hecho de que tantas gasolineras gozan de amplias zonas de exclusión. Por eso las largas filas para obtener Magna en Polanco, Premium en Tepoztlán, et multa cétera.

Y por eso digo ¡Bienvenido Shell!; ¡Bienvenido BP!; ¡Bienvenido Chevron! Mi carcacha sedienta les espera.

ACERCA DEL AUTOR
Andrew Paxman
Profesor de historia y periodismo del CIDE. De origen inglés, es coautor de El Tigre(2000; reeditado en 2013), biografía de Emilio Azcárraga Milmo. Fue reportero radicado en México durante los años 90. Luego obtuvo una maestría de Berkeley y un doctorado de la Universidad de Texas. Su biografía más reciente, En busca del señor Jenkins: Dinero, poder y gringofobia en México, trata del empresario norteamericano radicado en Puebla, William Jenkins (1878-1963). Ahora está investigando la biografía de Carlos Slim.
ÚLTIMAS ENTRADAS
ARCHIVO HISTÓRICO
<< Agosto 2014 >>
D L M M J V S
     
01
02
03
04
05
06
07
08
09
10
11
12
13

14

¡Dame más gasolina!
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28

29

Libro del mes: “Leones británicos y águilas mexicanas” de Paul Garner
30
31