Empresas y Empresarios

Los Saba quieren traer a México a Jamba Juice

08-05-2014 08:02

Aunque parezca increíble, los accionistas de Casa Saba -los hermanos Alberto y Manuel Saba Ades- están dispuestos a cambiar de negocio en un momento en el que inversionistas extranjeros buscan incrementar su participación en el mercado mexicano.

Alberto y Manuel Saba ya piensan en otro negocio menos complicado: el de los jugos. Agrandar
Alberto y Manuel Saba ya piensan en otro negocio menos complicado: el de los jugos.

Si bien es cierto que la industria de la distribución de fármacos cambió radicalmente ante las nuevas políticas del sector público que consolidaron las compras de medicamentos, este negocio se encuentra en pleno crecimiento, atrayendo la participación de nuevos jugadores.

Así lo confirma la oferta del grupo inglés Alliance Boots que finalmente se decidió por la compra en más de ocho mil 300 millones de pesos de la cadena Farmacias Benavides con operaciones en Chile a través de Farmacias Ahumada.

Sin embargo, a Alberto y Manuel Saba les parece que es momento de vender el negocio que compró Isaac Saba Raffoul a la famila Autrey, después de los problemas que enfrentó Sergio Autrey luego de invertir en el banco Inverlat y en Satélites Mexicanos.

A Boots, los hermanos Saba no pudieron venderle Casa Saba dedicada, precisamente, a la distribución de medicamentos entre canales del sector privado y en menor medida del sector público. El desorden contable y la escasa transparencia de sus operaciones fueron algunas de las razones pero también las crecientes deudas con laboratorios que confiaron sus productos a Saba para colocarlos en consignación. Por cierto que los dueños y directivos de laboratorios no se explican cómo Alberto y Manuel Saba no pueden pagar sus deudas pero sí estrenan un avión nuevo. Eso se comenta en esta industria.

En todo caso, quienes sí han sido muy estrictos han sido bancos como Banorte, que preside Guillermo Ortiz, en donde Alberto Saba Ades fue consejero. En cuanto se cierre la operación de la venta de Farmacias Benavides, Casa Saba tendrá que reportarse con sus banqueros para liquidar pasivos. Además, Alberto y Manuel Saba ya piensan en otro negocio menos complicado: el de los jugos.

Ahora que se encuentra en venta para México la franquicia de Jamba Juice, los Saba ya se encuentran en pláticas para convertirse en los reyes de los jugos naturales compitiendo directamente con otros conceptos como Los Colorines y la Ciudad de Colima. Antes, sin embargo, tendrán que resolver con Alliance Boots la demanda que en Monterrey patrocinan los inversionistas minoritarios de Farmacias Benavides y quienes desde finales del año pasado impugnan la asamblea y la ausencia de una Oferta Pública Accionaria.

En el juzgado que se ocupa del caso, por cierto, ya se colocó un aviso dentro del expediente para advertir a cualquier interesado en el capital de Farmacias Benavides que la compañía exhibe ya en su situación contable y financiera una contingencia por este pleito. De hecho, en los próximos días se fijará el monto de los recursos que deberían pagarse a los minoritarios porque Casa Saba ignoró sus demandas.

La buena noticia es que Alliance tendrá que realizar, ahora sí, una oferta pública accionaria.

 

MÁS INFORMACIÓN: Notifican a Boots pasivo contingente en Benavides por demanda de minoritarios.

Alliance Boots adquirirá Farmacias Benavides por 8,300 millones.

Comentar