Gobiernos y Finanzas Públicas

Trump vs Obama, menos deportaciones pero más destructivas

El incremento en la persecución de inmigrantes en Estados Unidos es consecuencia de las órdenes ejecutivas promulgadas por Trump al inicio de su mandato.

30-01-2018 15:00 Por : Arena Pública
Las estrategias más utilizadas por el gobierno de Donald Trump fue el arresto callejero, de donde salieron más de 40 mil deportados.
Las estrategias más utilizadas por el gobierno de Donald Trump fue el arresto callejero, de donde salieron más de 40 mil deportados.

El arribo de Donald Trump a la Casa Blanca marcó un antes y un después en la política migratoria.

Mientras que Barack Obama se enfocó en deportar a los inmigrantes sin documentos desde la frontera, Trump se concentra en expulsar a los residentes.

Las cifras alrededor de las deportaciones de ambos mandatarios lo demuestran. 

Durante el primer año fiscal de Trump, concluido en septiembre 2017, las deportaciones fronterizas disminuyeron 17% en relación con el último año de Obama en 2016. 

 

Te puede interesar: Aumentan 9% las muertes en la frontera México-EU, 2 de agosto de 2017.

 

Paralelamente la expulsión de inmigrantes del interior del país se incrementó 25%, llegando a una cifra de 81 mil 603 personas, misma que representó poco más de un tercio de los 226 mil deportados en total desde EUA en ese periodo.  

El significativo incremento en la persecución de inmigrantes al interior de Estados Unidos es consecuencia directa de las órdenes ejecutivas promulgadas por Trump al inicio de su mandato, de acuerdo con el propio Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE por sus siglas en inglés).

 

Trump se concentra en expulsar a los residentes.

 

Es más, el mismo Servicio aseguró que uno de los motivos en la disminución de las deportaciones fronterizas es debido al efecto disuasivo que generaron las deportaciones tierra adentro entre los inmigrantes sin documentos. 

Una de las estrategias más utilizadas por el gobierno de Donald Trump fue el arresto callejero, de donde salieron más de 40 mil deportados, cerca de la mitad de quienes fueron echados del país desde tierra adentro. 

Este tipo de política ha separado familias y destruido el estilo de vida al American way, que para muchos, era la única conocida.

 

Te puede interesar: ¡No le digas a Trump! Estas son las 20 zonas metropolitanas de EU con más indocumentados, 23 de junio de 2017.

 

Jorge García Martínez es uno de los miles que encarnan la política. 

Fue deportado a los 39 años, tres décadas después de haber llegado a Estados Unidos, construido una vida y una familia; es padre de dos hijos con una mujer americana y no tiene antecedentes penales, su caso fue documentado por el diario estadounidense The New York Times.

 

Jorge García despidiéndose de su familia en aeropuerto de Detroit (Foto: The New York Times)

 

Durante 2006 un juez ordenó su expulsión para 2009, pero esta fue pospuesta en varias ocasiones luego de comprobar ante las autoridades migratorias que estaba en proceso de arreglar su estatus. Todo iba bien hasta que llegó Trump.

Empecinado en deportar a quienes construyeron su hogar en Norteamérica, Trump ha creado una política que no discrimina, así lo demuestra la historia de Rosa María Hernández, una niña de 10 años con parálisis cerebral.

Fue detectada mientras viajaba en una ambulancia para ser operada de emergencia, las autoridades la escoltaron y vigilaron hasta que la dieron de alta, después la detuvieron en un centro para menores indocumentados y comenzaron su proceso de deportación. 

O la historia del médico polaco Lukasz Niec de 43 años, quien llegó a Estados Unidos huyendo de su país natal a los tres años y fue expulsado a pesar de contar con su Green Card por cometer dos delitos menores.

Las órdenes ejecutivas de Trump, que marcaron distancia con la política migratoria de Obama, facilitan el aumento de las deportaciones al interior del país.

 

Te puede interesar: El trato que da México a los migrantes, ¿peor que en EU?, 3 de agsto de 2017.

 

Con Obama la prioridad en los procesos de deportación eran los inmigrantes sin papeles condenados por crímenes serios, en la era Trump quienes hayan cometido cualquier infracción, delito menor o abusado de la asistencia social, deben abandonar el país lo más rápido posible.

Antes la deportación expedita solo podía aplicarse en un radio de 160 kilómetros de la frontera a inmigrantes sin papeles con no más de 14 días en Estados Unidos, Trump la expandió a cualquier estado del país e inmigrantes hasta con dos años de residencia.

Más allá de los impactos económicos que las políticas de Trump puedan traer a México, como una disminución en las remesas; las negativas consecuencias sociales en las personas ponen de relieve la urgencia de un acuerdo migratorio entre ambos países que abogue por otorgar un lugar a quienes hicieron de Estados Unidos su hogar sin la fortuna de tener papeles.

 

MÁS INFORMACIÓN: México y Estados Unidos a un año del inicio de la administración Trump, Centro de Estudios Internacionales Gilberto Bosques, Senado de la República, enero 2018.

MÁS INFORMACIÓN: Informe de operaciones de deportación en el año fiscal 2017, Servicio de Inmigración y Control de Aduanas, 25 de enero de 2017.