Salud y Medio Ambiente

Esta temporada de frío, hagas lo que hagas, no tomes antibióticos para tratar la gripe

Los tratamientos contra la gripe no deben ser con antibióticos. El abuso de ellos está creando una crisis de salud mundial.

21-09-2017 11:30 Por : Arena Pública
Las bacterias se han vuelto sumamente resistentes incluso al efecto de los antibióticos.
Las bacterias se han vuelto sumamente resistentes incluso al efecto de los antibióticos.

Durante la temporada de invierno las afecciones de vías respiratorias aumentan, y la gripa es de las enfermedades más molestas.

El siguiente paso lógico, es querer aliviar esas molestas.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, el 64% de las personas de todo el mundo piensan que para tratar un resfriado común, hay que tomar antibióticos.

Hay un problema con eso: la gripa es una enfermedad viral. Los antibióticos, como su nombre lo dice atacan bacterias. Esto quiere decir que al menos en seis de cada 10 personas del mundo se está tratando de combatir una enfermedad con un medicamento que no tiene efecto alguno sobre ella.

 

Las bacterias se han vuelto más resistentes y peligrosas.

 

Los virus y las bacterias son entidades biológicas diferentes y por tanto un medicamento que ataque uno, no le hará daño al otro.  Los primeros son organismos que en realidad no están vivos y que necesitan habitar en un organismo que sí lo esté para continuar su existencia; las bacterias sí poseen todas las características de los seres vivos y existen algunas que no son nocivas para el organismo.

Así que, usar un medicamento antibacterial contra un virus puede traer consecuencias graves, ya que el uso desmedido de ellos está generando que las bacterias nocivas sean cada vez más resistentes a ellos.

Durante el siglo XX se descubrieron una gran cantidad de medicamentos que atacaban las bacterias, y esta fue una de las revoluciones más grandes de la medicina. Sin embargo, varias agencias de salud internacionales como la Organización Panamericana de Salud, la Asociación nacional de Salud británica y la OMS han dicho que ya no son tan efectivas como antes.

 

Te puede interesar: Exceso de gel antibacterial crea bacterias superresistentes que nos matarán en 2050, 25 de julio de 2017.

 

De hecho, desde el 2015 la OMS lanzó una campaña llamada “Antibióticos: trátense con cuidado” para tratar de hacer que las personas los usen menos y concientizar sobre las nuevas bacterias super resistentes.

Casi ochos de cada 10 personas piensan que la resistencia a las bacterias se da en las personas, cuando las que se vuelven más resistentes en realidad son las bacterias, lo que significa que tratamientos anteriormente efectivos ya no lo son.

La encuesta aplicada por la OMS incluyó a 12 países de los cinco continentes, México entre ellos. Más de la mitad de las personas creen que no hay nada que hacer para combatir a las bacterias más resistentes, y más del 64% creen que los médicos “serán los encargados de solucionar el problema si este se vuelve muy grave”.

Pero los pacientes mismos tienen una solución fácil para combatir las bacterias: no automedicarse y sobre todo, no usar antibióticos para todo.

 

Te puede interesar: La OMS alerta sobre aumento y resistencia a los antibióticos de la Gonorrea, 8 de julio de 2017.

 

En México 3 de cada cuatro personas tomaron antibióticos en los 6 meses pasados, 92% con receta, de acuerdo con los encuestados. En México 61% -un poco menos que el promedio mundial- de las personas piensan que la gripe se trata con medicamentos como esos.

Los mexicanos, en su mayoría, sí están conscientes de que las infecciones se están haciendo cada vez más fuertes. 84% de las personas del país creen que este es el caso, cuando el promedio mundial es de70%.

 

Otras ideas erróneas

La encuesta aplicada por la OMS también revela otros factores preocupantes. Una de cada tres personas piensa que puede dejar de tomar el tratamiento en cuanto se sienta mejor.

La realidad es que el curso de tratamiento recomendado por el médico debe completarse, aunque el paciente ya haya notado una mejoría.

Poco menos de la mitad de las personas del mundo piensan que la resistencia a los antibióticos solo afecta a aquellos que toman antibióticos en exceso. La realidad es que afecta a todas las personas, pues son las bacterias las que mutan, no los humanos los que resultan cambiados.

En algunos países como Sudáfrica, el 87% de las personas piensan que está bien tomar antibióticos que les hayan dado un amigo o un familiar, siempre y cuando se use para tratar la misma enfermedad. Esto también es falso, especialmente los antibióticos deben ser recetados por un médico. En México ya no se venden sin receta.

 

La automedicación es más común de lo que parece.

 

“El alza en la resistencia en antibióticos es una crisis global mundial y los gobiernos ahora reconocen que es uno de los problemas más grandes para la salud pública hoy. Está llegando a niveles muy altos en todas partes del mundo”, de acuerdo CON Margaret Chan, directora general de la OMS.

 

Te puede interesar: México estancado en prevención de VIH/SIDA, en 25 años se cuadriplican casos, 6 de julio de 2017.

 

Para los virus lo que existen son vacunas. La varicela, sarampión y paperas son enfermedades causadas por estos. Sin embargo, hasta la fecha, la humanidad no ha descubierto una vacuna contra el resfriado común.

Para resfriados fuertes existen antivirales, sin embargo, de acuerdo con la OMS lo mejor es tratar los síntomas y siempre acudir al médico si se presentan complicaciones.

 

MÁS INFORMACIÓN: Resistencia a los antibióticos, Encuesta de conciencia en varios países. OMS.