Política Social y Seguridad

El drama de los niños migrantes no acompañados: 100,000 detenidos en la frontera México-EU

La UNICEF difunde un estudio en el que alerta que muchos menores de edad corren riesgo de terminar en redes de trata.

09-06-2017 15:41 Por : Arena Pública
Miles de niños de países centroamericanos cruzan el país con destino a Estados Unidos.
Miles de niños de países centroamericanos cruzan el país con destino a Estados Unidos.

Imagínate el estadio Azteca lleno de niños… ahora ponlos tras las rejas, sí, en una prisión. ¿te gusta la imagen? Pues es real.

100,000 niños no acompañados fueron detenidos en la frontera entre México y Estados Unidos entre 2015 y 2016, se trata de un problema global que crece en niveles alarmantes.

Entre 2010 y 2011, la cifra de niños refugiados y migrantes que viajaban solos en 80 países del mundo era de 66,000; para el periodo 2015-2016 aumentó a 300,000, de acuerdo con un el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF, por sus siglas en inglés).

La frontera México-Estados Unidos es uno de los “focos rojos” señalados en el informe "Ante todo son niños: proteger a los niños refugiados y migrantes contra la violencia, el abuso y la explotación, pero hay otros datos que dimensionan la magnitud del problema de los niños migrantes".

Por ejemplo, en 2015 y 2016, 200,000 niños no acompañados solicitaron asilo en 80 países, 85% de ellos en naciones de Europa.

En Italia, 9 de cada 10 niños que llegaron por mar en busca de refugio lo hicieron solos o separados de sus padres y estos menores representan casi el 30% de las víctimas de la trata en todo el mundo.

África y Centro América y el Caribe registran la mayor proporción de niños entre las víctimas detectadas de la trata de personas, 64% y 62%, respectivamente.

 

Te puede interesar: INM asegura que gastó 280 millones en migrantes, pero no lo puede comprobar, 7 de marzo de 2017.

 

A pesar de tratarse de un fenómeno global, México juega un papel fundamental en esta situación ya que es paso obligado para los miles de niños que intentan llegar a Estados Unidos, tanto los provenientes de Centroamérica como los mexicanos que buscan cruzar la frontera.

“Mientras el mundo mira hacia la crisis de refugiados en Europa, no debemos de olvidar que en América Latina y el Caribe hay 6.3 millones de niño, niñas y adolescentes que son migrantes o refugiados”, denunció la directora regional de UNICEF para América Latina y el Caribe, María Cristina Perceval.

 

Los que detiene México

En 2016, unos 40,000 niños y niñas provenientes de Honduras, El Salvador y Guatemala fueron detenidos y deportados a su país de origen, se estima que la mitad de ellos viajaban solos.

Esta cifra es cinco veces mayor a los 8 mil menores detenidos y deportados en 2012.

Pero hay otro dato que dimensiona la magnitud de este fenómeno: en 2012 fueron detenidos 1,152 niños y niñas migrantes menores de 11 años; para 2015 la cifra se elevó a casi 12,300, es decir, 10 veces más, casi 2,100 de los niños menores de11 años detenidos viajaban solos, según un informe de la Unidad de Política Migratoria de la Secretaría de Gobernación.

 

Muchos menores de edad emprenden un éxodo hacia Estados Unidos para reunirse con su familia.

 

Prácticamente la mitad (48.6%) de los menores detenidos y deportados en 2015 provenían de Guatemala, 28% de Honduras, 21.1% de El Salvador y el resto de otros países.

El mayor volumen entre los menores no acompañados detenidos en el país fueron la zona costera del estado de Chiapas, particularmente la región del Soconusco y por la zona fronteriza de Tabasco.

 

Los que regresa EU

Además de los menores centroamericanos que son detenidos en México y enviados a sus países de origen, el país también enfrenta un fenómeno similar debido a que miles de niños mexicanos también buscan llegar a Estados Unidos.

Igual con los centroamericanos, entre las principales motivaciones para abandonar el país están la reunificación familiar y el deseo a incorporarse en el mercado de trabajo EU.

En 2012, 17,100 menores fueron devueltos por EU al país; en 2015 la cifra fue poco menor a los 11,000, es decir, una reducción de 35%.

 

Te puede interesar:  Peña firma declaración a favor de migrantes, pero en realidad dista de buenas intenciones, 20 de septiembre de 2016.

 

Sin embargo, el porcentaje de menores solos mexicanos devueltos por Estados Unidos ha ido en aumento: en 2012 fueron 79.3% del total; en 2013, 83%; en 2014, 84.3%, y en 2015, 84.4%.

En promedio, cada año, unos 250 niños solos menores de 11 años son regresados al país por parte de las autoridades de EU.

“Las fronteras de diferentes países se pueden estar cerrando y endureciendo, pero mientras las causas estructurales que causan la migración no se atiendan, los niños, niñas y adolescentes seguirán buscando una salida”, consideró Perceval.

 

Los motivos

Los niños que deciden dejar su país y migrar a otras naciones lo hacen por diversas motivaciones: en naciones africanas y asiáticas huyen de la violencia y los conflictos armados. Pero en nuestro continente lo que buscan es salir de la pobreza o reunirse con sus familiares que ya migraron; por ello muchos de ellos emprenden el viaje solos.

 

La mayoría de los migrantes deben negociar con traficantes de personas para pasar la frontera.

 

“La familia aparece entre los factores que motivan la migración de los niños. Algunos niños emigran cuando sus familias se rompen o sus padres mueren. Otros se mueven para unirse a los miembros de la familia que hicieron el viaje por delante de ellos. Una proporción significativa de niños no acompañados que se desplazan hacia el norte desde América Central, por ejemplo, tienen al menos un padre u otro pariente cercano que ya reside en los Estados Unidos”, detalla el documento.

Sin embargo, aun cuando sea legal el estatus migratorio del padre o familiar al que buscan en Estados Unidos, la negativa para obtener un visado temporal por parte del menor está prácticamente garantizada.

 

Solos de principio a fin

La imposibilidad de ser migrantes legales, los niños se ven forzados a trasladarse por rutas peligrosas y recurren a contrabandistas para ayudarles a cruzar las fronteras, detalla la UNICEF.

“La reunificación de las familias, los visados humanitarios, así como los visados de trabajo y estudio, están fuera del alcance de la mayoría. Sin embargo, los obstáculos a la migración legal no impiden que la gente continúe migrando; por el contrario, los impulsan a hacerlo clandestinamente”, establece el documento difundido en mayo de 2017.

 

Te puede interesar: Mienten informes sobre estaciones migratorias, revela Sin Fronteras, 6 de diciembre de 2016.

 

Desprotegidos y a menudo solos, los niños y las niñas migrantes en tránsito pueden convertirse en presas fáciles de la trata, los abusos y la explotación.

La desesperación por salir de su país y los obstáculos migratorios que enfrentan se vuelve terreno fértil para la trata clandestina de personas prospera.

Que puede ir desde quienes ayudan a otros a cruzar las fronteras por una tarifa, hasta redes criminales organizadas que convierten a los niños y las niñas en objeto de trata bajo condiciones de peligro y explotación sexual.

Conforme crece el número de niños y niñas migrantes, las condiciones que tienen para “atenderlos” los países de tránsito o de destino se van volviendo más inaceptables, denuncia UNICEF.

“Languidecen en albergues rebosados de personas, terminan en campamentos provisionales o se exponen a los peligros de la vida en las calles. En algunas ocasiones, los explotan haciéndolos trabajar a cambio de albergue y de comida. La desconfianza hacia las autoridades y el temor a ser detenidos y deportados impiden que los niños y niñas busquen protección y ayuda”, establece el documento.

 

El llamado

“El sistema actual está defraudando a las niños y niños refugiados y migrantes”, sentencia la UNICEF.

Por ello, el organismo internacional llamó a los estados a asumir su responsabilidad en la defensa los derechos de todos los niños y las niñas dentro de sus fronteras, sin excepción alguna.

 

México deportó a 40,000 niños a países centroamericanos en 2016.

 

Un niño que se desplaza solo es ya una cifra excesiva y, sin embargo, ya hay un número asombroso de niños que están en esa situación; nosotros, como adultos, no les estamos protegiendo”, declaró el director Ejecutivo Adjunto de UNICEF, Justin Forsyth.

Entre las medidas que propone el organismo para combatir esta problemática destacan proteger a los niños y niñas migrantes y refugiados contra la explotación y las violencias, asegurar el acceso a la educación y a la salud de todos los niños y niñas migrantes y refugiados, y poner fin a la detención de los niños y niñas migrantes y refugiados estableciendo medidas alternativas para su cuidado.

 

MÁS INFORMACIÓN: Ante todo son niños: proteger a los niños refugiados y migrantes contra la violencia, el abuso y la explotación, UNICEF, mayo de 2017.

MÁS INFORMACIÓN: Menores migrantes en México, Secretaría de Gobernación, enero de 2016.

MÁS INFORMACIÓN: En América Central y el Caribe, los niños y niñas representan el 62% de las víctimas de trata detectadas. UNICEF, 18 de mayo de 2017.