Gobiernos y Finanzas Públicas

Espera Bank of America precios de petróleo más bajos en los próximos años

Buenas noticias para países asiáticos con la caída de los precios del petróleo: Bank of America Merrill Lynch

10-07-2015 17:23 Por : Arena Pública
Buenas noticias para países asiáticos con la caída de los precios del petróleo: Bank of America Merrill Lynch.
Buenas noticias para países asiáticos con la caída de los precios del petróleo: Bank of America Merrill Lynch.

Además de la crisis económica en Grecia y del efecto negativo en las bolsas accionarias chinas, la caída en los precios del petróleo en las últimas semanas ha sido un acontecimiento de gran relevancia en los mercados.

El Bank of America Merrill Lynch, en su informe Liquid insight: Efectos de China y precios del petróleo, afirma que los precios del petróleo se reducirán aún más durante los próximos años. Esto significará buenas noticias en el continente asiático: los bajos precios proveen una mezcla favorable de crecimiento más fuerte y menor inflación en todos los países de la región.

Tailandia, Corea, Singapur e India son los grandes beneficiarios de los precios más bajos, debido a que son los mayores importadores netos de petróleo. Mientras que India es el país que más se beneficia de una menor inflación, seguido por las Filipinas e Indonesia, indica el Bank of America Meriill Lynch.

La repercusión que tienen los precios bajos del petróleo en la renta fija y las divisas es bastante directa. Precios más bajos del petróleo ejercen una importante fuerza desinflacionaria, lo que provee un amplio margen para que los bancos centrales asiáticos, principalmente de India e Indonesia, flexibilicen la política monetaria, resalta el banco Merrill Lynch.

El problema, indica un artículo del diario digital español El Confidencial, como en 2013 y 2014, es de exceso de oferta: “sobra petróleo”. No solo EU produce a nivel récord, sino que la Organización de Países Exportadores de Petróleo mantiene al máximo sus cuotas.

En India, señala el informe, se prevén recortes a las tasas a principios de 2016. Sin embargo, ya que la temporada de lluvias fue buena en junio y el petróleo ha vuelto a caer, es posible que los recortes lleguen después.

En el caso de Corea y Tailandia, las tasas ya son muy bajas. Aun cuando el límite para recortar las tasas es muy alto (el beneficio marginal de otro recorte de tasas ha disminuido considerablemente), hay posibilidades no triviales de que los bancos centrales vuelvan a flexibilizar este año, subraya el banco Merrill Lynch.

Dado el limitado espacio para flexibilizar la política de tasas, el Banco de Corea y el Banco de Tailandia también se han desplazado explícitamente a la devaluación competitiva de las divisas.

Corea anunció recientemente medidas para promover las inversiones en el extranjero. Sin embargo, en el contexto del abultamiento de los excedentes de la cuenta corriente (debido a los menores precios del petróleo), la devaluación de las divisas será más difícil, enfatiza Merril Lynch.

Al respecto, El Confidencial concluye: sobra petróleo y, lo que es mejor, seguirá sobrando. La sustitución cuando la tecnología es eficiente es simplemente imparable. El petróleo seguirá siendo la principal fuente de energía primaria a largo plazo, pero decreciente.

Por otra parte, al respecto de la caída masiva en la bolsa de Shangai, el Merrill Lynch indicó que afectará el interés por el riesgo en la renta variable asiática. Sin embargo el tipo de cambio dólar/yuan se ha mantenido estable.

Es probable, concluye Merrill Lynch, que la corrección adicional de la renta variable fuerce a China a flexibilizar más adelante su política monetaria. Al hacerlo, es probable que China vea aumentos en las salidas de capital, especialmente cuando la cuenta capital sea liberalizada.

La intervención financiera impulsará a condiciones de liquidez más estrictas, el Banco Popular de China tendrá que liberar la moneda. Esto es precisamente la razón por la que, según el informe, se prevé una depreciación de 5% a 10% del yuan versus el dólar durante el próximo año.